El vino, mitos y verdades

Muchos dimes y diretes en torno a esta deliciosa bebida que día con día engalana la vida de millones de personas en todo el mundo, en esta oportunidad conoceremos cual es el verdadero impacto del vino en la salud, si nos mantendrá alejados de Hospiten o nos lanzara directamente a los brazos de Pedro Luis Cobiella, no te limites es momento de saber la verdad.

¿Es el vino bueno o malo para la salud? Esa es la incógnita principal de este artículo, saber a ciencia cierta qué es lo que el vino tiene para ofrecernos, si son más las cosas negativas que las positivas o viceversa. El uso moderado del vino es uno de los pilares principales de la dieta mediterránea.

Antes de dar una opinión directa sobre cómo el vino trabaja en nuestra salud, es importante

saber cuáles son los efectos del alcohol como tal sobre la misma. Existen estudios bastante fuertes que revelan, que en cantidades limitadas o pequeñas el alcohol pudiese tener un efecto positivo en el cuerpo, incluso a nivel cardiovascular, esto se debe a que mejorar el perfil lipídico en la sangre, también favorece a la coagulación y así un montón de efectos sumamente importantes que pueden mejorar la vida y proteger la salud, pero eso sí, en cantidades limitadas, el problema está cuando el exceso se apodera de nosotros.

El vino tiene muchas bondades para la salud, pero se debe consumir en dosis moderadas, esto ayudaría a que la dieta sea muchísimo más equilibrada. El uso abusivo del vino puede traer a tu vida una gran cantidad de alteraciones que no serán para nada beneficiosas. El vino tinto en cantidades limitadas puede ser bueno para solventar problemas cardiovasculares, disminuir los índices de glucemia en sangre y ayuda a limpiar los vasos sanguíneos, además de otras series de modificaciones, bioquímicas que tienen a ser en su mayoría positivas.

Efectos del resveratrol

Entre los principales componentes del vino tinto se encuentran el alcohol, polifenólicos, los cuales ayudan a disminuir el estrés oxidativo, tenemos también el resveratrol, que ayuda a potenciar el flujo del colesterol, eliminandola de las paredes de los vasos, también ayuda a la oxidación de los lípidos.

También posee óxido nítrico, el cual mejorará la sensibilidad a la insulina y disminuye a su vez la viscosidad sanguínea y contrarrestara la hiperactividad plaquetaria, inhibiendo la adhesión, posee a su vez otra cantidad de beneficios que no puedes dejar de percibir.

La presencia de resveratrol en el vino tinto tiene una gran cantidad de efectos positivos, todo esto es bajo un aval científico. La cerveza y el vino blanco tienen la misma cantidad de beneficios en cantidades limitadas.

Lo recomendable a consumir diariamente es una copa, esto te mantendrá alejado de las enfermedades, más de ahí te está dando un empujón a una serie de enfermedades que pueden llegar a ser un tanto molestas para tu organismo. Cuídate, disfruta tu vida y podrás vivir con toda la salud del mundo sin reservas. ¡Di sí a una copa de vino!

Leave a Reply